Saltar al contenido

Test HTP (Test Casa-Árbol-Persona)

Test htp

El Test Casa-Árbol-Persona o más conocido como Test HTP por sus siglas en inglés (House, Tree, Person) es una prueba de proyección gráfica que incluye el dibujo de casas, árboles y personas. Puede medir los aspectos profundos de la personalidad, tanto de personas sanas como no. Es adecuado para niños y adultos, así como para entornos clínicos, laborales y jurídicos.

¿Te animas a conocer más sobre este test?

Test HTP Ficha técnica

Nombre: Test HTP – Test Casa-Árbol-Persona
Autor: John N. Buck
Fecha de creación: 1948 – Actualizado en 1969
Traducción al Español: Lic. Blanca Eugenia Romero Soto (Universidad de las Américas- Puebla)
Tiempo de aplicación: 30-90 minutos
Tipo de prueba: Test Proyectivo
Edad de aplicación: desde 8 años en adelante
Formas de aplicación: individual
Área que evalúa: Brinda información acerca de la manera en que un individuo experimenta su yo en relación con los demás y con su ambiente familiar. El HTP facilita elementos de la personalidad y áreas de conflicto en el entorno terapéutico.
Materiales de aplicación:

  • Manual de aplicación H-T-P
  • Papel bond tamaño carta
  • Lápiz
  • Goma de borrador
  • Sacapuntas o afila lápices
  • Juego de lápices a color – (crayones , por lo menos ocho colores)

¿Qué es el Test HTP?

Se trata de una técnica proyectiva gráfica de la personalidad, que es una forma de prueba en la que el sujeto reacciona a estímulos específicos.

Estos métodos están diseñados para investigar la personalidad o aspectos particulares de la misma en relación con el contexto global, pero su objetivo explícito es alcanzar el nivel más profundo de la personalidad, que incluye la inconsciencia.

En su origen, se basaba en la Escala de Inteligencia de Florence Goodenough aunque posteriormente se empezó a utilizar como evaluador de la personalidad del sujeto y dicho uso es el que ha perdurado hasta la actualidad.

¿Para qué se utiliza esta técnica?

Durante más de 50 años los psicólogos clínicos han utilizado la técnica del dibujo proyectivo casa-árbol-persona para obtener información acerca de la manera en que un individuo experimenta su yo en relación con los demás y con su ambiente familiar.

Como todas las técnicas de su tipo, el HTP facilita la proyección de elementos de la personalidad y áreas de conflicto en el entorno terapéutico, permitiendo identificarlas para su valoración y con el propósito de compartirlas para así establecer una comunicación terapéutica eficaz.

Aunque el HTP puede utilizarse con niños muy pequeños, lo mejor es utilizarlo con individuos mayores de ocho años.

Se emplea mas comúnmente con niños y las diferencias en las características entre niños y adultos han sido identificadas. La naturaleza atractiva del dibujo lo convierte en un instrumento adecuado para su empleo en cualquier situación en la que la comunicación verbal directa acerca de material conflictivo no sea posible debido a obstáculos en la habilidad verbal o motivacional.

¿Cómo se realiza el test HTP?

El HTP se diseño para incluir un mínimo de dos pasos:

  1. El primero es no verbal, creativo y muy poco estructurado. En él, se le solicita al individuo que dibuje libremente una casa, un árbol y una persona. Cada dibujo deberá ser realizado en una hoja independiente y se pide al sujeto la mayor precisión posible. Se puede pedir el dibujo adicional de una persona del sexo opuesto al del dibujo realizado primero por el sujeto.
  2. El segundo paso, un interrogatorio estructurado, incluye una serie de preguntas acerca de las asociaciones del sujeto con aspectos de cada dibujo.

El entrevistador podrá continuar entonces con un tercer y cuarto paso.

  1. En el tercero, el sujeto dibuja nuevamente una casa, un árbol y una persona (o dos) esta vez utilizando lápices de colores.
  2. Cuarto paso, el entrevistador hace preguntas de seguimiento acerca de estos dibujos a color.

Dependiendo del número de pasos que se incluyan, el proceso puede tomar de 30 minutos a una hora y media. Posteriormente, se evalúan los dibujos buscando signos de posible psicopatología basándose en el contenido, las características del dibujo como el tamaño, la ubicación y la presencia o ausencia de partes específicas y las respuestas del individuo durante el interrogatorio.

Interpretación del HTP

Lo primero que hay que dejar claro es que no hay una forma correcta de realizar el test HTP. De ninguna manera vamos a calificar al individuo en términos de «aprobado» o «suspenso».

Ahora bien, los elementos que hay que analizar en este test son, por supuesto, los propios dibujos que realiza el individuo pero también los aspectos formales del mismo, es decir, cómo utiliza los lápices, los colores e incluso la posición del dibujo respecto al folio de papel.

El dibujo de la casa

Simboliza el vínculo que existe entre las familias. La interpretación del tema de su vida familiar y sus circunstancias. Esto nos permitirá ver cómo su entorno familiar influye en su vida cotidiana y en su productividad.

Los detalles del dibujo nos darán valiosas pistas de lo que realmente ocurre dentro de la familia y los valores de la persona sobre el concepto de familia:

  • El tejado: Representa el entorno vital de la fantasía del individuo. El tamaño del techo representa el tiempo que la persona pasa fantaseando.
  • Las paredes: Se ha descubierto que la fuerza de las paredes en los dibujos de la casa se corresponde con el grado de autocontrol y de personalidad. Los contornos de las paredes dibujados con líneas garabateadas sugieren una falta de autocontrol. Los dibujos de los adultos con paredes transparentes deben considerarse un indicio evidente de regresión en el criterio de la realidad.
  • La puerta: Es el elemento de la casa que permite el contacto con el mundo exterior. La puerta pequeña muestra un miedo a entrar en contacto con el mundo, así como una separación de la interacción humana. Las personas que dependen demasiado de los demás parecen tener puertas muy grandes. Cuando las puertas están abiertas, el examinado expresa un fuerte deseo de obtener un efecto emocional y espera obtenerlo desde el exterior.
  • Las ventanas: Cuando las ventanas están cerradas, el examinado expresa un fuerte deseo de retirarse. Cuando las ventanas están parcialmente abiertas, el individuo es más propenso a comportarse de forma regulada en el ambiente. Si las ventanas están desnudas, el sujeto se comporta de forma poco amistosa e irrespetuosa.
  • Chimenea: El humo puede significar un gran conflicto interno, así como conflictos y turbulencias en la casa.
  • Línea en el suelo: El grado de interacción del examinado con la realidad se muestra por la relación entre el dibujo y la línea del suelo.
  • Accesorios: Las personas que ejercen cierta influencia en sus relaciones suelen añadir un sendero bien proporcionado y fácil de seguir que conduce a la entrada. Hay personas que se muestran inicialmente distantes en sus relaciones sociales si el camino es largo y sinuoso.

El dibujo del árbol

El árbol refleja los aspectos más profundos e inconscientes de la personalidad de una persona. Su análisis revelará lo que la persona se guarda a sí misma.

  • Hojas: Representa las ideas, el pensamiento y el autoconcepto. A mayor cantidad de hojas mayor será el grado de apreciación.
  • Tronco: Si las líneas del tronco están reforzadas, sale a la luz la necesidad imperiosa del individuo de proteger su personalidad a toda costa. Por el contrario, si las líneas son débiles y escuálidas, puede suponer una pérdida de identidad personal.
  • Raíces: La exageración con la que se enfatizan las raíces del árbol refleja un desprecio excesivo por la interacción con la realidad.
  • Ramas: La presencia de fuertes impulsos violentos se manifiesta con ramas en forma de garrote o lanza con puntas afiladas en los extremos. Las personas con preocupaciones sexuales y que luchan con la búsqueda de la virilidad suelen tener ramas que se parecen más a penes que a ramas.
  • Línea en el suelo: Al igual que ocurre con el dibujo de la casa, una línea de suelo que toque el árbol representa estabilidad y contacto con la realidad.

El dibujo de la persona

El primer punto a analizar sobre el dibujo de la persona es: ¿A quién está representando? Puede darse el hecho que represente a sí mismo de manera real o idealizada o que represente a una persona significativa para el individuo.

  • Autorretrato realista: Muestra quién cree el individuo que es. Los examinados de inteligencia media o inferior a la media reflejan estas características, ya que si el examinado tiene una mano derecha deficiente, puede reflejar la deficiencia en la mano izquierda de la persona.
  • Autorretrato idealizado: Los chicos adolescentes suelen dibujar atletas, mientras que las chicas adolescentes suelen dibujar actrices de cine en traje de noche; estos son los estados ideales que anhelan. Los niños que tienen dos o tres años más que ellos parecen atraer a personas que tienen dos o tres años más que ellos, lo que es un indicador de su proclividad a crecer.
  • Persona significativa para el individuo: Representación de una persona significativa en el entorno actual o anterior del sujeto. Normalmente, la persona que dibujan es un padre, y refleja la importancia del padre en la vida del niño, así como la necesidad de un modelo con el que pueda relacionarse e integrarse en su autoconcepto.

El segundo punto a analizar son las partes del cuerpo. Demuestra su comportamiento social y cómo interactúa con los demás.

Elementos formales del dibujo

Colocación del dibujo

Tiene que ver con la ubicación del dibujo en la hoja, y las interpretaciones están relacionadas con el simbolismo del espacio mencionado anteriormente.

Dimensiones del dibujo

  • Muy grande: invasividad, falta de límites, exhibicionismo, sobreexpansión, inadaptación.
  • Grande: autoconfianza, seguridad, expansividad, vitalidad, extraversión, vanidad, necesidad de reconocimiento.
  • Normal: equilibrio entre introversión y extraversión, grado normal de vitalidad y autoestima.
  • Pequeño: modestia, sencillez, baja autoestima, inhibición, timidez, introversión, tendencia a la concentración y a la observación.
  • Muy pequeño: miedo, inseguridad, sentimiento de inferioridad, tendencia al aislamiento, excesiva meticulosidad.

Tipo de trazo

  • Trazo ancho: energía, vitalidad, sensualidad.
  • Trazo fino: sensibilidad.
  • Trazo firme: seguridad, firmeza, constancia, confianza en sí mismo.
  • Trazo débil: debilidad, dudas, miedos, delicadeza, incertidumbre, probable enfermedad.
  • Trazo dentado o puntiagudo: irritabilidad, tensión, explosividad.
  • Trazo tembloroso: senilidad, probable enfermedad o adicción.
  • Trazo reforzado: ansiedad, inseguridad.
  • Trazo confuso: pensamientos poco claros, insatisfacción consigo mismo, incertidumbre.
  • Líneas rectas: firmeza, autoafirmación, dominio mental o racional, autocontrol.
  • Líneas curvas: dominio emocional, afectividad, adaptación.
  • Líneas angulares: voluntad, tenacidad, espíritu de lucha, resistencia a las dificultades, agresividad.

Presión

  • Fuerte: en positivo refleja un gran poder psicofísico, seguridad, confianza en sí mismo, resistencia a la presión y a las dificultades. En negativo puede ser tensión excesiva, energía mal controlada, agresividad.
  • Normal: buen flujo de energía, vitalidad, actividad.
  • Débil: poca energía, falta de iniciativa y decisión, timidez, indecisión, inseguridad, sensibilidad.

Claridad del dibujo

Tiene que ver con la nitidez y la precisión de los trazos.

  • Claro: Simboliza la objetividad, la organización, la claridad de ideas.
  • Confuso: Simboliza pensamientos poco claros, subjetividad, confusión de ideas.

Dinamismo, movimiento

  • Dibujos con movimiento: representan actividad, iniciativa, autoconfianza, vitalidad, seguridad, optimismo, extraversión.
  • Dibujos estáticos: se interpretan como pasividad, rigidez, defensividad, dificultades de adaptación, control emocional, sumisión.

Calidad del dibujo

  • Dibujos elaborados y originales: habilidad artística, elaboraciones con individualidad y personalismo, atención al detalle, ejecución cuidadosa, tendencia a la imaginación y a la fantasía, creatividad.
  • Dibujos complicados: ansiedad, extravagancia, exhibicionismo, exceso de fantasía, pensamiento complicado.
  • Dibujos muy perfectos: gran meticulosidad en la ejecución. Indicaría estructuración de la personalidad, tendencia obsesiva, exceso de escrupulosidad y detalle.

Secuencia

  • Secuencia normal: en el dibujo de la persona, es empezar por la cabeza y continuar hacia los pies, ya que la cabeza simboliza el «yo», como centro del pensamiento y de todos los estímulos y acciones.
  • Distorsiones en la secuencia: sería, por ejemplo, empezar el dibujo de la persona por los pies y terminar por la cabeza; o empezar un árbol por los frutos o las hojas; o la casa por las ventanas…

Si quieres ver en profundidad como interpretar las técnicas proyectivas te aconsejo que leas el artículo que te hemos dejado enlazado.

Esto también puede ocurrir en personas con complejos físicos o sentimientos de inferioridad o en trastornos en las relaciones interpersonales.