Saltar al contenido

Como satisfacer a una mujer de gran potencia sexual


Sinopsis:
Satisfacer sexualmente a una mujer implica tener dominio propio por parte del hombre. Son muchos los hombres que suelen tener relaciones sexuales con mujeres altamente apasionadas y sexualmente potentes, sin embargo la mayoría de ellos temen por no estar a la altura de ellas.

Existen mujeres que son potentemente sexuales pero también existen mujeres que son ninfomaníacas y que por lo tanto, siempre están con deseos sexuales potentes.

Hasta donde tengo conocimiento, “no existe hombre que sea capaz de satisfacer a una ninfómana, a pesar que ella tenga una serie de orgasmos, pues los orgasmos que experimenta le dejan la sensación de que falta algo y/o debería de experimentarse algo mejor”.

Ninfómanas

Una mujer ninfómana siempre busca un deseo sexual que no puede brindar ningún hombre, aunque un hombre puede pasar horas en la cama con ella no será humanamente capaz de satisfacerla. Una ninfómana tiene una insaciable y compulsiva urgencia de sexo.

La diferencia entre una mujer ninfómana y una mujer que tiene una gran potencia sexual es que una ninfómana puede excitarse con algo tan sencillo como oler el perfume de un hombre. Una ninfómana no necesita de caricias y besos a veces con solo mirar a un hombre puede excitarse. Durante el acto sexual es aún más difícil porque una ninfómana pide más de lo que el hombre puede dar, ella está acostumbrada a sentir múltiples orgasmos y si el hombre no puede satisfacerla, ella busca a otros para su satisfacción sexual, pero aun así no logra tener satisfacción. Existen ninfómanas que tienen hasta 15 orgasmos y aun así no sentir satisfacción, obviamente esto es una psicopatología que explicare en otra ocasión.

Una mujer con gran potencia sexual es alguien que solamente puede excitarse haciendo algo diferente cada vez que se tiene sexo. Para la mayoría de mujeres es algo aburrido hacer algo por costumbre, es decir, tener sexo en una sola posición.

Una mujer con gran potencia sexual puede ser satisfecha pero para eso se necesita de múltiples orgasmos para que quede satisfecha. Lo común es que una mujer logre alcanzar de 3-4 orgasmos durante el acto sexual, así que si no has logrado que una mujer tenga por lo menos 1 algo estás haciendo mal.
Desarrollo:

¿Cómo hacer que una mujer alcance múltiples orgasmo?

Para que una mujer alcance orgasmos sin medida es necesario utilizar técnicas que no precisamente se centren en la penetración. Es decir que son técnicas extravaginales.

Es importante que el hombre utilice técnicas extravaginales ya que es raro que el hombre pueda mantener la erección durante un largo periodo de tiempo o pueda reanudar las erecciones para ser capaz de satisfacer con el pene solamente, a una mujer que exige un buen número de orgasmos en una sola noche.
Una mujer con gran potencia sexual puede alcanzar el clímax en una noche y a la otra también. Sin embargo, esto depende del hombre ya que para lograr esto se necesita de conocer técnicas extravaginales y estar consciente que el órgano que produce mayor placer sexual en la mujer NO es el pene, al contrario los mayores placeres sexuales que una mujer puede alcanzar se logra con la mano, los labios y la boca.

Una de las posiciones más “normales” es que la mujer este sobre el hombre durante el acto sexual o bien sea el hombre que este encima. La mayoría de las parejas hacen esto y por eso mismo la mujer no logra alcanzar los orgasmos que desearía alcanzar, de hecho para algunas mujeres hasta se vuelven aburrido.
Es posible que una mujer logre alcanzar un orgasmo en pocos minutos realizando los estímulos apropiados hacia ella. En especial, gracias al masaje en la región del clítoris. Una mujer puede lograr entre 3-4 orgasmos en un tiempo relativamente corto a partir del primer orgasmo.

Muchas mujeres no se sienten totalmente satisfechas hasta que no alcanzan el clímax. Aunque el primer orgasmo haya sido especialmente bueno e intenso, todavía se consideran insatisfechas, a menos de que vaya seguido de uno o dos más. Una mujer de gran potencia sexual parece requerir entre cinco, diez o quince orgasmos en una sola noche. Si su compañero toma nota de este hecho, y procura que sea apropiadamente estimulada por él, esa mujer de alta sensualidad obtendrá pro lo común el número de orgasmos suficiente para quedar satisfecha.

Técnicas para lograr orgasmos en mujeres

Como lo mencione anteriormente las manos, los besos y boca juegan un papel importante en la excitación extravaginal. Así, por ejemplo, si el hombre empieza a tocar con sus dedos la vagina de la mujer y comienza a dar masajes en ciertas partes de dicho órgano tales como los labios y/o el clítoris logrará excitar a la mujer más de lo “normal”.

Con las manos el hombre puede acariciar lentamente cada parte del cuerpo de la mujer (claro si se lo permite) y descubrir de poco a poco las partes más sensibles de la mujer.

Cuando el hombre encuentra una parte sensible de excitación hace que una mujer alcance un orgasmo de manera más sencilla.

Los labios tienen una suavidad que al rozarse con la piel de la mujer la excita. De manera que otra técnica para lograr un orgasmo en una mujer es besando lentamente el cuerpo de la mujer hasta encontrar las zonas en donde se puede provocar un orgasmo. En ocasiones estas zonas pueden estar en el cuello, en los senos, en la cintura, en las manos, en los pies o bien en las zonas genitales. Cada mujer es diferente y por lo tanto, el hombre debe descubrir cuál es la zona más excitante para la mujer que le hace provocar un orgasmo.

La boca es muy sensible a la excitación. Un hombre que desea alcanzar el orgasmo con una mujer siempre comienza a besar lentamente, el acto sexual no es una urgencia más bien es un momento en el que se conoce al otro, por lo tanto se necesita tiempo. El hombre puede besar a la mujer en cualquier parte del cuerpo de la mujer siempre y cuando ella se lo permita.

Una manera de excitar a una mujer y provocar el orgasmo con la boca es dando mordidas con los labios (no con los dientes). El hecho de hacer sentir a la mujer que la deseas con fervor la excitara más. Las partes más sensibles para morder con los labios son los propios labios de la mujer, las orejas, el cuello, los senos, los muslos y el clítoris, si logras utilizar bien tu boca, seguro lograras que una mujer alcance muchos orgasmos.

La punta de la lengua como técnica

La lengua logra generar una infinidad de excitación si se logra utilizar de la manera adecuada. La lengua puede dar la sensación de un cubo de hielo o de una braza ardiente, todo depende de la manera en que la utilice el hombre. Una manera de hacer alcanzar un orgasmo a una mujer es utilizar la lengua adecuadamente.

Al inicio del acto sexual es preferible que ella tenga la ropa interior puesta ya que desvestirla requiere de un proceso lento. Luego es preferible que la dejes en ropa interior para realizar esta técnica.

Por ejemplo: cuando la mujer este en ropa interior recostada sobre la cama, te acercas sobre ella lentamente (con ropa interior) y empiezas a utilizar la lengua.

Se inicia haciendo un leve círculo alrededor del ombligo de la mujer, esto debe hacerse lentamente. Luego, comienzas a trazar una línea en forma vertical con la lengua que empieza arriba del ombligo hacia los pechos de la mujer, hazlo lentamente. Por ningún motivo te recuestes sobre la mujer, eso quitara toda excitación, utiliza solamente tu lengua y no toques nada con tu mano ni con otra parte de tu cuerpo. Sigamos.

Luego de trazar esta línea vertical, si dio resultado y notaste que ella flexiono o realizo una curva por donde pasaste la lengua, vuelve hacerlo de nuevo.

Nota: utiliza solamente la punta de la lengua, imagina que tu lengua es como un pequeño cubo de hielo o como una pequeña braza con fuego.

Al momento de realizar la segunda línea vertical y llegar a los pechos, empieza a “explorar” con la punta de tu lengua cada parte del cuerpo de la mujer. Empieza por los pechos, pero hazlo delicadamente, repito NO LOS TOQUES, (aun no) el peor error de un hombre es tocar con las manos los pechos de la mujer al momento de iniciar el acto sexual, esto molesta a la mujer. Pero es diferente, si lo haces con la punta de la lengua. La lengua tiene un poder de excitación fenomenal, así que al momento de dirigirte hacia los pechos hazlo lentamente, así como hiciste un circulo en el ombligo de la mujer haz un circulo alrededor del pezón de la mujer, aquí hazlo más lento ya que la zona que estas tocando es más sensible, realiza esto en ambos pechos. Si logras hacer que en este momento la mujer cierre los ojos y disfrute ya tienes muchos puntos a favor. Pero no te emociones, aún falta más.

Luego de hacer esto por un tiempo, sigue explorando el cuello de la mujer con la lengua, no beses ni muerdas aun, aún no. Solo sigue con la punta de la lengua para encontrar otro posible punto de excitación. Luego de pasar por el cuello, dirige hacia ella lentamente y roza la piel de tu rostro (afeitado) con el rostro de ella lentamente, hazlo de tal manera que roces tu boca con la boca de ella, luego es tiempo de darle un beso. Y es en ese momento en el que ya tienes preparado el terreno para hacer que una mujer logre alcanzar el primer orgasmo. El siguiente paso, dependerá de la situación ya que puedes utilizar la boca, los labios o las manos pero esto depende del momento así que es importante aprender a distinguir el momento correcto.

Al utilizar la siguiente técnica (labios, boca o manos) ten en cuenta que aún no debes quitarle la ropa interior, aunque ella lo pida no lo hagas. En la mayoría de los casos la mujer siempre te va a pedir que la penetres al momento que sienta el primer orgasmo, pero si eres paciente, tienes dominio propio y esperas un poco lograras hacer que ella alcance orgasmos que nunca antes había experimentado.

Este solamente es un ejemplo de cómo utilizar una técnica para lograr que una mujer alcance un orgasmo. Sin embargo existen más técnicas eficaces que explicare en artículos posteriores.

Referencia:
Allis, Albert. “En busca del placer sexual” como satisfacer a una mujer de gran potencia sexual. Editorial Grijalbo, S.A. México D.F. 1970. Pág. 137